Noticia: Convocatoria para número temático

El cielo en la Tierra: mesianismos y utopías en el pasado, presente y futuro.

Editores del número: Dr. Rogelio Ruíz Rios (Instituto de Investigaciones Históricas Universidad Autónoma de Baja California) Dr. Octavio A Montes Vega (CEGH, El Colegio de Michoacán) Dr. José Eduardo Zárate Hernández (CEA, El Colegio de Michoacán)

Aún cuando la idea del fin del mundo tiene un origen milenario, se mantiene vigente y vigorosa en nuestras vidas. La imagen de que el mundo que conocemos puede llegar a su fin en un futuro cercano o en cualquier momento, ha modelado la imaginación (sueños, deseos, miedos) de la civilización cristiana desde su inicio, en donde apareció asociada con las ideas de la necesaria destrucción del orden social conocido y corrompido, la redención o el juicio final, la llegada  o venida del mesías o redentor quien ejecutará la justicia divina y con el advenimiento final de un nuevo orden en el que reinará la paz, la justicia y la solidaridad, entre los vivos y los muertos y todos los seres de la naturaleza (Cohn, 1995).  El clérigo Tomás Moro, influenciado por la República de Platón, acuñó el término de utopía para imaginar comunidades ideales agrupadas en ciudades felices. El Sacerdote Thomas Münzer ideologizó y mistificó la guerra de los campesinos en Alemania. Estos, son dos ejemplos de la existencia de una guía ideológica que ha llevado a un número considerable de comunidades inconformes con su realidad inmediata a la organización y construcción de utopías mesiánicas, las cuales pueden hacer el mundo más tolerable.

A lo largo de la historia han aparecido, en diferentes lugares y épocas profetas que anuncian la proximidad del fin de mundo corrompido y decadente y la necesidad de construir otras comunidades solidarias y otras formas de gobierno radicalmente distintas a las que se tienen.  Con frecuencia, estos personajes se presentan como la encarnación del mesías; sus discursos y acciones dan lugar a movimientos sociales contra hegemónicos, aunque también a la conformación de nuevos cultos religiosos. A lo largo de la historia muchos autores han caracterizado a estos personajes como líderes carismáticos,  cuyo poder no reside en la racionalidad instrumental, sino en un halo de luminosidad que es intrínseco a su persona. Son diversas las maneras en que se manifesta la espera de la llegada de alguien que transforme el dominio o la hegemonía de un Estado o imperio, que reprime prácticas o visiones del mundo contestatarias. Dichas manifestaciones emergentes han sido un excelente punto de partida para investigaciones de diferentes disciplinas de las ciencias sociales y las humanidades. 

En la época moderna, mientras que las religiones institucionalizadas viven una franca crisis, la religiosidad popular muestra una gran vitalidad (al respecto la bibliografía es muy extensa). Este auge se manifiesta de múltiples formas y con mezclas inauditas y se expresa, a nivel interpersonal a través de rituales de purificación,  una vida saludable, disciplinada y ejercitada, ofrendar a deidades sanadoras. A nivel social, en la formación de nuevas comunidades o fortalecimiento de las ya existentes  o el impulso de proyectos colectivos, basados en el intercambio recíproco, la solidaridad, la ofrenda y el compromiso de servicio a la comunidad. Algunos autores han denominado a la realización de la utopía, en nuestro mundo, como utopías relativas, situadas, existencias, reales, para diferenciarlas de las utopías abstractas y totalizadoras. Son las primeras, con sus innumerables avatares y devenires, las que  observamos en la realidad. Del mismo modo, vemos que en nuestra epoca cobran mayor interés de investigación las advertencias sobre los riesgos del fin del mundo, ya sea por una catástrofe ambiental, por el accionar nuclear de manera deliberada o accidental, o por el desplazamiento del dominio humano a cargo de las máquinas, todo ello en el marco de las advertencias sobre el impacto de las actividades humanas como fuerza geológica (el Antropoceno) capaz de trastocar las condiciones de vida de las especies y de la naturaleza en sí misma. Todo esto ha conducido a replantearse las necesidades y fundamentos de las disciplinas científicas y académicas.

 Desde las premisas antropológicas e historiográficas en diálogo constante con los saberes de otras disciplinas, el presente número de Relaciones propone reflexionar y debatir en el marco de distintas concepciones del tiempo, temporalidades y espacialidades diversas, los enfoques y estudios de los movimientos sociales, proyectos comunitarios, campos de experiencia y predicamentos en perspectivas de futuro y de sus formas de relacionarse con el pasado. En especial, se hará énfasis en la construcción de imaginarios religiosos, políticos, sociales, estatales orientados hacia la construcción de utopías, heterotopías y de las figuras de corte mesiánico que han tomado parte o cuyo ascendente resultan relevantes para articular tales movimientos.Tales consideraciones participan de la tendenciapalpable en las tres décadas más recientes a escala global, que da cuenta de un reposicionamiento en las ciencias sociales y las (post)humanidades de los estudios y reflexiones concernientes a las utopías, y por añadidura también a las distopías, junto a las indagaciones sobre las posibilidades de futuros como una manifestación de la renovada búsqueda de esperanzas y recobrada optimismo para responder a las incertidumbres y desilusiones generadas por la proclamada pérdida de sentidos de los metarelatos propios de la modernidad que fue el signo epistemológico predominante a fines del siglo XX.

En atención a estas inquietudes y motivaciones, convocamos a participar con textos que desde la Historia, la Sociología, la Antropología, la Geografía y los Estudios Culturales, discurran sobre los siguientes temas, aunque no necesariamente tengan que limitarse a ellos:

Movimientos sociales y políticos religiosos milenaristas

Comunidades mesiánicas 

Cartografías y toponimias de ciudades religiosas futuras y espacios sagrados

 Imaginarios religiosos 

Guerras o revueltas en defensa de ideales religiosos 

Representaciones y figuras religiosas que homogenizan comunidades

Rituales y cultos religiosos en contraposición a los Estados laicos

Análisis de actores sociales mártires o guías espirituales en pos de un mundo mejor

Lineamientos editoriales:

  1. Para evitar la duplicidad de contenido, comuníquese con los editores del número para informarles sobre su interés en enviar un manuscrito. 
  2. Se aconseja enviar sus trabajos lo antes posible, con preferencia antes del 10 de noviembre de 2022, aunque la convocatoria seguirá abierta mientras esté anunciada en el portal de Relaciones Estudios de Historia y Sociedad.   
  3. Para asegurar la pertenencia al número temático los artículos deberán anteponer el prefijo ECT.
  4. Los artículos originales que se reciban para su posible publicación deberán tener una extensión menor a 60,000 caracteres, con espacios. 
  5. Por favor consulte el resto de las directrices para autor en este vínculo

 

No dude en ponerse en contacto con los editores de este número especial si tiene preguntas relacionadas con el tema. Todos los manuscritos deben someterse directamente a través del sistema OJS de la Revista Relaciones y no enviarse personalmente a los editores del número. Relaciones reconoce la entrega del manuscrito solamente a través del gestor OJS. Usted debe recibir acuse de recibido de su manuscrito dentro de pocos días. En caso de no recibirlo dentro de una semana, favor de comunicarse con Relaciones para verificar la llegada de su manuscrito.  

Las contribuciones que se reciban para evaluar su posible publicación deberán pertenecer a uno de los siguientes tipos de colaboración:

Artículos originales

Ensayos teóricos y de revisión

Conozca la estructura de estas colaboraciones en https://bit.ly/3jOV2pb

Cualquier duda puede manifestarla a: relacion@colmich.edu.mx anteponiendo el prefijo ECT en el “Asunto” del mensaje.